Contacto+34 630319156Lunes a viernes de 10 a 14 y 16 a 20Consulta con cita previaCap de Creus 2108850 Gavà (Barcelona)


News

TILES VIEW

Category filter:AllDiagnóstico de AnquiloglosiaFormaciónFrenectomiaHistoriaImageNoticiasPrevalenciaPROFESIONALESRehabilitaciónSin categoríaVideo
No more posts
queloide-de-lesion-sublingual-1200x1083.png

El queloide sublingual es una complicación posible de la intervención de la anquiloglosia

Cicatrización en la piel y mucosas

El proceso fisiológico de cicatrización tras una lesión traumática, quirúrgica o de cualquier otra naturaleza, afecta a todos los órganos del cuerpo humano. La piel es el mas visible, pero se produce en todos. Estos procesos de la piel que es un órgano totalmente expuesto están bien estudiados. Conocer el proceso normal y patológico de la cicatrización dérmica hace entender los tratamientos posteriores.

En las mucosas también se produce el proceso de cicatrización. Las células superficiales de la mucosa crecen y recubren las partes de tejido conjuntivo y hemorragias que están expuestas. Esta crecimiento es lento y se limita al contactar con otra célula epitelial en lo que se llama  multiplicación carioquinética estudiado desde muy antiguo.

Queloide

Los queloides son cicatrices anómalas por un acumulo excesivo de células reparadoras llamadas fibroblastos que fabrican fibrina y que son las responsables de que se cierren las heridas abiertas y luego la piel crezca por encima. En una cicatriz normal esto permite que las dos partes de la herida se junten. En el caso de los queloides, al haber un mayor numero de estas células y fabricar mas fibrina, la cicatriz se hace prominente y gruesa y queda visible y más dura.

La aparición del queloide es una situación que tiene un origen hereditario y se ve mas frecuente en individuos de raza negra. Se debe a una reacción local especifica o bien respuesta habitual a la cicatrización.

La frenectomía la hacemos para conseguir una mayor movilidad de la lengua .

Si  aparece una cicatriz queloide sublingual  o una cicatrización hipertrófica anómala lo que ocurre es una fijación en ocasiones importante. Esto puede hacer que la funcionalidad de la lengua quede disminuida e incluso llegar a ser peor que antes de la intervención dependiendo de la respuesta inflamatoria.

Cuando en la cicatrización queloide hay un componente hereditario importante, pensar en prevenirlas es difícil. Se ha visto que la movilización precoz y los ejercicios de rehabilitación de la movilidad de la lengua pueden evitar esta situación aunque hay datos que comentan que los traumatismo sobre la herida pueden generar mayor acción de las células productora de fibrina.

En estas imágenes podemos ver algunas imagenes de queloide. 

       .

.

 

 

 

 

 

 

 

 

Algunas madres y padres presentan un queloide visible en la piel tras heridas fortuitas o quirurgicas

Tratamiento

En el queloide dérmico los tratamientos aplicados son múltiples. 1) Tratamientos quirúrgicos: Extraqueloidea, intraqueloidea y exéresis con injerto intraqueloideo. 2) Corticoides intralesionales. 3) Presoterapia : Ropa, geles de silicona y los clips. 4) Radioterapia superficial y Curietrerapia. 5) Crioterapia. 6) Inhibidor de la síntesis de colágeno: Transilat®. 7) Mezcla antibiótica anticancerígena: Bleomicina®. 8) Laser.   9) Otros fármacos e ingeniería genética y factores de crecimiento (en investigación).Siempre es mejor la prevención como refiere Chriestiam Salem Z et alt.: “En heridas con alto riesgo de desarrollar una cicatrización queloídea”. El comenta: “Se trata de pacientes de raza negra, antecedentes personales o familiares de alteraciones cicatriciales, cierres cutáneos a tensión, cicatrices ubicadas en región pre-esternal, lóbulo de oreja u hombros y heridas que presentaron una cicatrización retardada”

Una vez aparecido el queloide sublingual y diagnosticado, las posibilidades de tratamiento son múltiples. Los resultados obtenidos mediante el masaje han sido buenos y en ocasiones se ha aplicado la procaína tópica. En algunas ocasiones mediante inyección.

No están cuantificados los casos de queloide sublingual tras frenectomía, pero en aquellos que les ha aparecido, ha habido historia familiar de dificultades con la cicatrización.

La rehabilitación precoz de la herida y la aplicación en su caso de procaína tópica dan una buena evolución.

En algunas ocasiones la fibrosis posterior ha llevado a una segunda intervención.


frenillo-antes-y-despues-1200x566.jpg

9 abril, 2024 Frenectomia0

¿Qué pasa cuando hacemos una Frenectomía?.

Esta es la pregunta que se hacen muchas madres y padres. ¿En que consiste la intervención?

Podemos ver la técnica quirúrgica en varios vídeos:  Frenillo anterior y frenillo posterior.

Cuando tras un diagnóstico objetivo, la indicación de esta intervención es precisa, apreciamos desde el primer momento una liberación de toda la lengua en la boca del bebé. Algunas madres y padres comentan enseguida: ¡Ahora saca la lengua!.

Anatómicamente podemos apreciar que cuando la el bebé abre la boca para llorar o cuando se duerme y le abrimos la boca se ve la lengua hacia arriba y en la parte inferior de la lengua, cercano al suelo de la boca y limitado por delante por las glándulas salivales un rombo.

Lesión tras frenectomía

. Este rombo en el que no hay mucosa (la hemos cortado) y que puede tener en un primer momento una coloración sanguinolenta e incluso tener restos sanguíneos. Después de mamar de forma inmediata desaparece quedando solo el color algo mas rosado.

¿Qué pasa después?

Posteriormente (en horas o día) ese color rojizo se trasforma en blanco debido a que la herida genera una costra para curarse. Ocurre como con cualquier otro tipo de llaga en la boca que se ven blanquecinos sin estar sobre infectados.

Esta herida habrá que  mantenerla abierta y conseguir que cicatrice manteniendo la lengua elevada al máximo y son importantes los ejercicios de rehabilitación.

Las herida debería cicatrizar sin que se le junten los bordes (por segunda intención) y en la boca estas suelen acabar de curarse en unos 15 días. Si al cortar el frenillo los bordes más anterior y posterior están separados, esta es la mejora en movilidad que va a presentar la lengua del bebé.

La lengua subirá al llorar y la sacara con mas facilidad. Si la intervención ha llegado a la parte posterior y el rombo es lo suficientemente grande veremos que no hay depresión en el centro de la lengua y esta queda liberada

La lesión bajo la lengua adquiere una coloración blanquecina por la costra que se produce. Esto es fibrina debido a que los restos de sangre y los glóbulos rojos son disueltos por la saliva.  Aunque en algún momento el color blanco asemeje pus, la infección post frenectomía sublingual esto no se ha publicado nunca.

Herida FL tras 2 días de la frenectomía

Tras una semana intervención

Posteriormente la herida va cicatrizando hacia el centro y por lo general entre 10 y 20 días la mucosa (piel de la boca) ha recubierto todo el rombo y se puede ver la lengua hacia arriba.

Si los otros aspectos de la lactancia se han subsanado, esta va a ser diferente: habrá una mejoría en la extracción de leche y la madre tendrá menos dolor entre  otros aspectos de la lactancia

Lo qué pasa cuando hacemos una Frenectomía en la boca del  bebé es que facilita la lactancia materna. 

 

 


IMG_0729-rotated.jpg

21 noviembre, 2023 Frenectomia0

La segunda frenectomía es necesaria para el tratamiento de la anquiloglosia en algunas ocasiones. 

 

 

 

 

 

Es una situación que está ocurriendo con más frecuencia desde que se practican frenectomías en los recién nacidos que lo necesitan.

Cuando hay anquiloglosia la frenectomía es una técnica segura, eficaz y resolutiva del problema. Desde siempre se habían practicado las frenectomías ante las dificultades de alimentación. Se dejaron de practicar con el auge de la alimentación con biberón. Desde que las madres vuelven a la lactancia materna ha resurgido la práctica.

La segunda frenectomía es necesaria en el frenillo sublingual cuando tras la intervención inicial no hay una mejoría suficiente.

El bebé no succiona adecuadamente y la madre sigue con dificultades con la lactancia en ocasiones similares a las que originaron la primera intervención. A pesar del tratamiento quirúrgico y la rehabilitación de la lengua no han llevado al logro de una lactancia adecuada. Pasa tanto en lactancia materna como en lactancia artificial persistiendo los síntomas que llevaron a operarse.

RAZONES PARA SEGUNDA INTERVENCIÓN

Las situaciones por las que se necesita una reintervención son diversas:

  1. Una cirugía con sección insuficiente del frenillo limitada a la porción mucosa. Esto hace que un frenillo tipo uno o dos de Corillos se transforme en un tipo 3. 
  2. Falta de ejercicios de rehabilitación y que permite que los bordes de la herida se junten  y cicatricen rápidamente como si se hubieran suturado, haciendo inútil la cirugía previa.
  3. Existencia en el paciente de una mayor reacción cicatricial con  aparición de fibrosis y/o formación de queloides en esa zona.
  4. Que reaparezca una anquiloglosia sin ninguna de las situaciones anteriores y sin causa conocida. 

 

La proporción de segundas intervenciones cuando empecé a cortar frenillos era muy alta. No hacíamos ejercicios de rehabilitación  y quizás también nos limitábamos a cortar la porción mucosa del frenillo.

Con los ejercicios de rehabilitación bajó la frecuencia de reintervenciones a un 5%. Esta ha sido la norma en los últimos años hasta que han empezado a acudir a la consulta niños que ya habían sido intervenidos  fuera del centro y que seguían con dificultades con la lactancia. En el gráfico se puede ver el total de intervenciones registradas y la frecuencia de segunda intervención en cada año. Antes de realizar la segunda intervención se aplicó test morfológico de Hazelbaker que fue positivo.

 

Desde el 2018 el número de visitas con segunda intervención ha subido mientras que se mantienen el número de intervenciones. EL 2020 éstas bajaron por la pandemia y un incremento  de profesionales que realizan la frenectomía en hospitales y centros de salud. Desde ese momento el número de segundas intervenciones ha sido de un 18% 

 

Cuando no se realiza la frenectomía completa y no se hacen los ejercicios de rehabilitación la segundas frenectomía es necesaria y su frecuencia aumenta en la población. 

 

 

 


maria-antes-y-despues-FL.jpg

La mejora del habla tras la frenectomía en niños grandes cuando existe anquiloglosia es una de las indicaciones importantes de esta cirugía.

En algunos casos de anquiloglosia muy evidente, los logopedas sugieren y animan a que se realice frenectomía liberadora no siendo en ocasiones atendidos. Esto se debe a que no hay criterios adecuados de definición de la anquloglosia y cuando es necesario intervenirla. El diagnostico en bebés es diferente a los mas grandes y adultos. El uso de herramientas diagnósticas logopédicas como el test de Irene Marchesan permiten identificar el frenillo lingual que precisa cirugía.

Antes  y después de la intervención se deberán hacer ejercicios para rehabilitar la lengua y adaptarse pronunciar los fonemas que estaban alterados.

Las actividades realizadas por los logopedas para mejorar la posición de la lengua en ocasiones logran el estiramiento del frenillo. Es el caso de la terapia Miofuncional. Los pacientes pueden adaptarse al uso de la lengua y esto les permite comunicar eficazmente.

Los ejercicios no se pueden realizar si existe una fijación importante de la lengua al suelo de la boca. Cuando se interviene el frenillo la lengua, esta puede desplazarse hasta el paladar. Esto provoca la mejor pronunciación de los fonemas. 

Caso práctico

En el caso de María bien controlada en el Centro de salud no se había pensado esta posibilidad.

Al proponer el pediatra la frenectomía por las dificultades que planteaba la madre se sorprendió de que no le hubieran mencionado anteriormente la existencia de frenillo que tenía su hija.

La mejora del habla tras la frenectomía se puede comprobar en las imagenes. La pronunciación de una frase conocida y usada con abundantes rr cambia aun sin haber curado del todo. Tras una semana de haber realizado la cirugía con la movilidad de la lengua mucho mayor y la presencia del rombo en cicatrización en la base de la lengua motivan a realizar este tipo de intervención.

En el caso de María de 5 años, no fue necesaria rehabilitación logopédica posterior como puede verse en las imágenes. La visita al logopeda que si es necesaria que se realice en niños con intervención más tardía o en adultos.

Antes de la intervención

 

Después de la intervención

La mejora del habla tras la frenectomía en niños grandes precisa de valoración logopedica y si es necesaria, la intervención del frenillo sublingual es importante.


IMG_E3369.jpg

30 junio, 2021 Sin categoría0

La anquiloglosia en lactante de 4 meses es frecuente generando problemas de diversa índole.

Presentamos el caso de DAA de 4 meses 2 días de edad procedente de otra Comunidad Autónoma.

Gestación controlada .Tomo yodo adecuadamente. Antecedentes familiares:  madre con tumoración craneal intervenida, complicada de la que ha quedado epilepsia en tratamiento con medicación. Se indica por esto cesárea de elección. Puesta precoz al pecho pero ha tenido dolor desde el primer momento y grietas importantes. La madre ha tenido en todo  momento galactorrea contralateral y tomas muy largas (¡Eternas!).

Peso nacimiento 2920. A los 3 días pesaba 2700 y recuperó peso de nacimiento a los 13 días. Los pesos registrados fueron aumentando a las 5 semanas 3360, a los dos meses y medio 3920 y a los 3 meses 4200 saliendo de las curvas de normalidad.

 

Evolución de los pesos desde el nacimiento

 

Contacta on line con Pediatra del Centro a los tres meses, quien, además de suplementar para recuperar el peso, orienta sobre la anquiloglosia del bebé.

Del tercer al cuarto  mes los padres envían imágenes del bebé que muestran un posible frenillo corto. En esas imágenes se aprecia también una posición de agarre al pecho mejorable que se propone como corregir.  Los padres deciden acudir a nuestro centro para valoración y en su caso intervención de la anquiloglosia a los 4 meses de edad..

..

Visita presencial

En la visita presencial se hace la historia del bebé y se miran otros factores de la lactancia. La madre comenta algunos datos importantes para ella:

No hice piel con piel. Me pusieron al pecho a las 5 horas. Salía calostro al “estrujarme”.
Me pusieron pezonera en el hospital y muchas amigas commentaron que me quitara la pezonera. La quité y arreglé la postura . Me aparecieron dolor y grietas y en opinión  de una matrona que cambiara de postura.
Una amiga me comentó que podría tener frenillo lingual cortoi (FL). Lo hablé con la matrona, que dijo que tenía FL tipo 4.
EL pediatra me comentó que quitara las pezoneras y dió crema Rym. Dijo que la matrona veia demasiados frenillos. Sugirio que era más por la retrognatia. Que en 3 meses se curaría.

Ella veía a su bebé irritable (¿hambriento) y visitó cada semana. Subía de peso y su pediatrà lo vió bien. y comentaba: “No hay que engordar demasiado. Se le ve sano”.
Madre se quitó pezonera y siguió con dolor sobre todo en el pecho derecho.

Con tres meses el bebé parece pelearse continuamente con el pecho y ella siente que el niño esta frustrado. Nunca se suelta del pecho. Cree que es la crisis de lactancia de los 3 meses.

Realiza una consulta on line con asesora que comenta que los pesos no van bien, que puede relaccionrse con estar en la crisis de los tres meses, a una produdccion limitada por la cirugia del pecho y tambien podria ser por el frenillo lingual corto que habria que ver cual seria el mejor tratmiento. Le iIndicaron extraccion poderosa que la madre no logró realizar

El pediatra habitual comenta en las visitas sucesivas que todo va bien y que no hay que dar nada leche adaptada,  cosa que la madre esta conforme.

Acuden a pedir otra opinion pediatrica en dos ocasiones. La primera le comenta que hay que suplementar  Dar 150 cada 3 h tras amamantar y que abandone la estraccion porque ” su leche no alimenta”. Otro pediatra (tercera opinión) dice que de suplemento. Estos dos últimos sanitarios no agradan a la madre por diferencias con la vision de la crianza: ” No contacto” y “no alimentacion a trozos (BLW)”.

Una periodista de Madrid la pone en contacto on line con CG,  pediatra de nuestro centro, que recomienda estractor de leche y suplementar con leche materna extraída y dar tambien suplementacion leche adaptada. Comenta por la imagenes que envia la amdre que hay un frenillo lingual limitante y que hay que hay que intervenir cuanto antes mejor. La madre sin referencias en su area acude a nuestro centro.

Exploración

Se corrige la posición de agarre al pecho mejorando la sensación de dolor en el pezón. Previamente se muestra a la madre que hay leche suficiente en el pecho cosa de la que duda por los comentarios recibidos. El presionar la porción posterior del pezón en uno de los pechos refiere dolor: Se realiza cultivo cuantitativo de leche.

Se le realiza la exploración física y se aprecia peso de 5485. Se aprecian signos de posición inadecuada al mamar y de anquiloglosia.

Paladar ojival, muesca en la punta de la lengua, edema labio

Frenillo lingual, asimetría facial, boca torcida

Retrognatia        

Movimientos asimétricos lengua, edema interno labio superior y callo de lactancia

Test diagnóstico

Se aprecia una anquiloglosia tipo 2 con test morfológico de Hazelbaker de 5.  Se aprecia muesca en la punta de la lengua, la palpación  es muy duro, nada elástico, es mas largo de 1 centímetro , esta insertado a menos de un centímetro de la punta y se inserta anteriormente en la base de la encía.

Frenillo tipo 2. Muesca punta

Tratamiento y valoración materna

Se realiza la frenectomía tras aplicar anestesia tópica y el bebe mama inmediatamente .La madre comenta: ¡No siento nada!. EL bebé mueve mas la mandíbula y por primera vez en 4 meses se suelta del pecho per se al acabar la toma en menos de 30 minutos.

 

Imagen tras frenectomia

 

Imagen de escara a las 48 hras

 

La lengua la tiene en el paladar y duerme cuando tomamos la imagen

A las 48 horas de la frenectomía la imagen de la lesión muestra la costra blanquecina y la movilidad de la lengua.  DAA sin ningún otro cambio ha aumentado 135 gramos en 48 horas.
La madre envía resultados de cultivo de leche positivo a E Epidermidis sensible a Cotrimoxazol que se administra.

Veremos la evolución en las próximas semanas

 

Comentarios

La prevalencia de anquiloglosia en la población general es del 32% y esta infra diagnosticada y tratada insuficientemente. Consecuentemente la anquiloglosia en lactante de 4 meses es mas frecuente de lo que se estipula.

La perdida de peso es uno de los síntomas desde el inicio, con dolor al amamantar, dificultad en la recuperación del peso o estancamiento ponderal. En muchas ocasiones se genera un síndrome de posición inadecuada al mamar. Si no se realiza suplementación ocurre como en DAA que llega a estar  por debajo del percentil 3 en las curvas de la OMS.

La evolución tras la frenectomía por parte de los síntomas de dolor o extracción de leche en las primeras 48 horas ha sido muy buena. A la madre no le molesta nada. A pesar de seguir con la recomendación medica de suplementar, el bebé no ha necesitado mas dejándose la suplementación en muchas ocasiones. En 48 horas  ha aumentado de peso 135g y a los 5 días , los tres últimos sin suplementación con leche artificial, ha aumentado 280 g. Extrae mejor la leche como se reconoce con la publicación de la extracción tras la frenectomía

Un factor muy importante es el estres materno. Esta mujer con muchos inputs de diferentes profesionales y amigas y con opiniones en ocasiones contradictorias pudo recibir tranquilidad conn la entrevista con CG cuando conn muy escasa suplementacion subio de peso muy rapidamente. Seguramente se incremento la produccion y salida de leche.

Como hemos dicho en ocasiones la alimentación del bebé al pecho es una acción multifactorial. La anquiloglosia es un aspecto más, que tiene mucha importancia igual que el agarre al pecho y el apoyo no desmoralizador que se ha de dar a las madres. Solo algunas no tienen suficiente leche.

La cirugía realizada en el pecho de la madre siguió los patrones quirúrgicos adecuados en la miad inferior de la areola por lo que no genera dificultades anatómicas en la lactancia.  

 


Chiqui-y-carmen.jpg

30 julio, 2020 Frenectomia8

Los comentarios sobre hacer la frenectomía de una madre experta pueden ayudarnos a decidir si realizamos la intervención o no.

Cuando se diagnostica una anquiloglosia son muchas las opiniones que escuchamos sobre si hay que intervenir o no. En otros puntos de la web hablamos de cuando hay que hacer la intervención.

Las razones para posponer son múltiples. Carmen  una madre sanitaria muy experta en anquiloglosia nos explica su experiencia como  madre no como sanitaria. Los comentarios sobre hacer la frenectomía de una madre experta como ella no son diferentes de los de otras madres que acuden a nuestras consultas. Creo que es muy útil lo que nos dice y permitirá a que nos decidamos a intervenir  o no la anquiloglosia con argumentos relacionados con la lactancia materna.

Si el/la lactante hablará mal o tendrán otros problemas de mayores no nos indican la intervención ya que no tenemos datos científicos suficientes de seguimiento. Mi opinión personal es que si, pero es una opinión. Yo siempre digo a los padres en la consulta que en referencia a intervenir al bebé o no y las posibles consecuencias que tendrá el no hacerlo cuando sean mayores que son opiniones y habrá que investigar adecuadamente el tema para tener conclusiones mas categóricas.

Reitero mi opinión sobre los comentarios de hacer la frenectomía de una madre experta la Dra Carmen Vega  a quien agradezco su autorización para poner sus reflexiones en esta pagina web

Ayer nos dimos un paseito hasta Jerez, para intervenir a Maya de su frenillo lingual corto, con la maravillosa Chiqui de Cos.

.Maya tiene poco más de 2 meses y medio. Los inicios de la lactancia fueron durillos, anquiloglosia tipo 4 con mucho dolor en las tomas y grietas, que fui controlando con posturas y también con muchísima mejoría con  Porteo, embarazo y bebés. Ana Hueso Fisioterapia tras la primera sesión.
Después de eso la lactancia iba ‘bien’. No me dolía, las tomas eran cortas, la peque ponía peso bien (a la vista está), por lo que no había por qué intervenir esa anquiloglosia ¿no?.
¡Ayyy! pero es que hay más cosas. Y es que desde hace varios años me dedico entre otras cosas a la intervención del frenillo corto y sé cuales son las consecuencias de no intervenir.
La lactancia nos iba bien, pero:
– Maya chasqueaba (ya no lo hace). No lo hacía mucho, pero lo hacía, por lo que tragaba aire en las tomas. Afortunadamente eso no la hacía estar incómoda como a otros bebés que sufren del llamado cólico, y todo es por ‘culpa’ de un frenillo lingual corto.
– Se le escapaba la teta. Tenía que estar sujetándola. Esto parece una tontería pero con 4 hijos más es importante poder tener al menos una mano libre mientras la peque come: contar un cuento, hacer un puzzle, pintar, jugar a algún juego de mesa. Se me hacía imposible porque en el momento que soltaba la mano de la teta, zas! Se le escapaba y tenía que volver a empezar.
– Respiración oral. Otra consecuencia del frenillo corto. Dormía con la boca abierta (aún lo hace a veces, pero es que la acabamos de intervenir, tiene que ir mejorando) y eso tiene muchísimas implicaciones a nivel general, muchísimas. Y no, no mejora por sí mismo, ni por arte de magia ni ciencia infusa.
– Paladar ojival. Nació con el paladar medio qué, pero cada vez estaba siendo más ojival. Esto está relacionado con lo anterior, y viceversa. Al dormir con la boca abierta y lengua abajo, no contacta con el paladar y éste cada vez se estrecha y se eleva más.
En fin… Todo esto me hacía ver que ese frenillo corto estaba dando la lata. Aunque la mayoría de la gente pensaría que no. No hay dolor, el bebé engorda… No hay que intervenir. He visto a muchas asesoras de lactancia decirle esto a las madres y sinceramente, creo que en estos casos debe derivarse a un profesional, porque no tiene nada que ver intervenir a los pocos meses que a los 5 años, cuando ya está osificado el paladar.
¿Y por qué no lo he hecho antes? La peque tiene ya 3 meses casi…
Pues básicamente por el tema de los ejercicios de rehabilitación. Esta parte es muy dura y soy consciente. La intervención es un minuto, algo similar a poner los pendientes (para quien se los ponga). Pero los ejercicios…. Ay los ejercicios!!! Dos meses hay que hacerlos y 6-8 veces al día. Y el problema es que al principio les duelen, y hay que hacerlos por la noche, despertarlos… Pero si no se llevan a cabo hay riesgo de que la cicatriz fibrose, y la lengua se quede peor que antes de intervenir. Así que operar y no hacer los ejercicios no es opción.
Le di muchas vueltas, pero en el fondo sabía que era algo que había que hacer, así que contacté con chiqui y nos fuimos para su consulta.
¿Y por qué no las operado tú? Es otra cosa que me preguntan. Podría haberlo hecho, claro. Me dedico a eso. Pero ahora estoy en modo madre. Me deja más tranquila poder delegar, además de que no es agradable hacerle eso a tu propia hija! Y por supuesto, porque tengo 100% confianza en Chiqui. Si no hubiera podido contar con ella, pues lo habría hecho yo sin dudar.
Y no, Jerez no está tan lejos. A una hora de Sevilla y además ya sin peaje jajaja Por supuesto que merece la pena. ¡Es algo para toda la vida! Que hay gente que ha venido a mi consulta desde Madrid, Salamanca, Cáceres o Jaén! Y a la de Chiqui hasta de Asturias que está en la otra punta de España. Chiqui es un referente en anquiloglosia. Una profesional estupenda, quien me ha enseñado muchísimo y me ha ayudado a formarme junto con Luis Ruiz Guzman
Es una suerte tenerla cerca ❤️
Así que sí, allí nos fuimos y fue todo fenomenal. Esta foto es justo después de la intervención. Apenas lloró y se enganchó a la teta perfectamente. No sangró prácticamente nada.
Y ahora los ejercicios. Vamos bien. Las primeras veces fue muy duro. Le dolía y lloraba muchísimo sin consuelo. Era algo que me esperaba. Por lo que me cuentan los padres, es el momento en el que te ‘arrepientes’ de haber intervenido,jeje porque ya no hay vuelta atrás. Pero afortunadamente eso solo dura unas horas en la mayoría de los casos, y ahora mismo, le puedo hacer los ejercicios sin llorar. Al menos así se hace llevadero… Sólo nos quedan dos meses jeje
En fin, muchas gracias a Chiqui y por supuesto a Rocio Esperanza García Galán que tuvo que luchar con mi “bollito” para sujetarla y que se pudiera hacer la intervención. Un trabajo nada fácil y que ella hace con total maestría y con muchísimo cariño.
¡¡Seguro que estos comentarios sobre hacer la frenectomía de una madre experta nos harán reflexionar!!

REFLEXIÓN

Después de muchos años ignorando la anquiloglosia, por fin tenemos unas herramientas y una información valida para realizar el diagnostico adecuado y plantear el tratamiento oportuno.

Acreditada de Interés Sanitario

IMPORTANTE

  • La información proporcionada en nuestro sitio web no remplaza si no que complementa la relación entre el profesional de salud y su paciente o visitante y en caso de duda debe consultar con su profesional de salud de referencia.
  • Todas las imágenes, videos y cualquier material audiovisual que aparece en este sitio web ha sido publicada con el consentimiento de las personas que aparecen en dicho material audiovisual respetando la actual LOPD.